Comer sano mejora el humor y atrae la felicidad

Uno de los objetivos que perseguimos en esta época que nos ha tocado vivir es la felicidad. Vivimos en un tiempo histórico en el que el valor de la alegría está muy cotizado. La mayoría de los españoles afirma que eran muy felices antes del confinamiento, según un estudio europeo, y uno de los principales factores que ayudó a conseguir estos resultados fue la alimentación saludable en la que encontramos verduras, frutas, hortalizas y también, y por qué no, golosinas 0% para incluir en la dieta sin remordimientos.Según el último Eurobarómetro de la Comisión Europea, ‘Equidad, desigualdad y movilidad intergeneracional’, estudio que analiza las percepciones sobre salud y nivel de felicidad de los europeos, casi cada 9 de 10 ciudadanos españoles son personas felices o, al menos, así lo percibe un 87% (datos obtenidos antes de la pandemia). España está situada en el número 13 del ranking de los países con mayor felicidad auto percibida, sobresaliendo con 4 puntos más que la media Europea. Además, el mismo barómetro añade que estamos en el 8º puesto de la Unión Europea con mayo percepción de buena salud. Conclusión; somos felices porque tenemos buena salud. O tenemos salud porque somos felices. En cualquier caso, está claro que una alimentación sana ayuda a estar alegres ya que repercute directamente en nuestro cuerpo y, por lo tanto, en nuestra salud.Con todos los datos recogidos a nivel europeo, no es de extrañar que el pasado mes de mayo, abriera el primer museo dedicado a la felicidad. Lisboa ha sido la ciudad elegida para acoger el Sweet Art Museum. Este espacio situado en la Calle del Azúcar de la capital lisboniense se ha vestido de golosinas, unicornios y una paleta entera de tonalidades rosa para decir sí a la felicidad con su lema #SayYesToHappiness. 8 salas conforman este lugar en el que no faltan detalles originales tales como una piscina de ‘nubes’, helados gigantes y juegos de realidad virtual con ositos de goma hasta el toque más artístico de la mano de la artista Maria Imaginário, autora de Lucky fruit, la última de las salas, la dedicada a los más pequeños.Así, la conocida frase ‘somos lo que comemos’ está hoy más de moda que nunca y, aunque todos sabemos que una dieta basada en vegetales, frutas, hortalizas, legumbres y frutos secos nos hace estar más sanos, siempre tenemos cerca los antojos y los caprichos más apetitosos. Pero lo que hay que tener en cuenta es que la citada dieta vegetal ayuda a mejorar nuestro bienestar emocional y estado de ánimo ya que hace que aumente la síntesis en nuestro cuerpo de los neurotransmisores del buen humor.La alegría en la cocina es posible si sabemos qué alimentos disfrutaremos elaborando en la sartén y disfrutándolos con los más queridos a la mesa. Pescado, carne, huevos y patatas son algunos ejemplos con los que hacer platos para chuparse los dedos. Además, para los más golosos que quieran mantenerse en forma y cuidar su salud, existen opciones sanas como las golosinas Yummeat.Entre los consejos para conseguir el bienestar físico y emocional también está el de practicar deporte con cierta regularidad. La conclusión no es otra que entender que hacer ejercicio potencia la creación de endorfinas en nuestro organismo y, por ello, tenemos una mayor sensación de felicidad. Disfrutarlo también depende, en parte, de la sensación de euforia que provoca así que n

Comprobada la relación entre una óptima alimentación y el rendimiento laboral

Cuando nos referimos a productividad o rendimiento laboral solemos pensar en factores como la formación, la motivación de los trabajadores, el buen ambiente en el ámbito laboral o los incentivos. Pero existe otra cuestión personal, directamente ligada a nuestro estilo de vida, con una gran influencia en el desempeño de cualquier actividad y sobretodo en nuestro trabajo. Nos estamos refiriendo a los hábitos alimenticios.

Productividad reducida en un 20% por mala alimentación

Como afirma un estudio de la Oficina Internacional del Trabajo (OIT), la mala alimentación de los trabajadores es la causa de un descenso del 20% de la productividad laboral. En este porcentaje se incluyen gran cantidad de problemas relacionados con hábitos alimenticios deficientes: como puede ser la obesidad y diversas enfermedades crónicas, dieta inadecuada para el tipo de trabajo que se realiza y, en algunos casos, desnutrición.  Un mala alimentación sin suficiente variedad, donde la comida rápida y la grasas prevalezcan sobre los alimentos equilibrados como las frutas y las verduras conduce a una una falta de nutrientes esenciales. Esto se traduce en situaciones negativas para la salud y el trabajo: estrés, falta de concentración y energías, sobrepeso y riesgo de enfermedades cardiovasculares.

¿Conoces los factores alimentarios y su influencia en el trabajo?

  • Las dietas bajas en calorías reducen la capacidad de concentración y disipan el rendimiento, a su vez las hipercalóricas, además de sobrepeso y todos sus problemas de salud asociados (la mayoría muy graves), también influyen en el rendimiento por mala forma física y somnolencia en algunas horas del día.
  • Las dietas desequilibradas provocan efectos indeseables en la salud en el medio y largo plazo y, por lo tanto, también influyen negativamente en la capacidad y efectividad de la actividad laboral.
  • Las comidas demasiado ligeras o muy copiosas puede producir hipoglucemias (bajadas de azúcar), somnolencias y molestias digestivas, haciendo descender notablemente el rendimiento tanto físico como intelectual.

Tipos de trabajo y alimentación recomendable

Es aconsejable que cada persona amolde su dieta y, sobre todo, el número de calorías al tipo de trabajo que realice y situación personal:
  • En general, salvo que su estado de salud o alguna circunstancia personal lo desaconseje, las personas que realizan un trabajo de gran desgaste físico deben llevar una dieta de alto valor calórico.
  • Por el contrario, las personas con una actividad más sedentaria, donde predomine el trabajo estático e intelectual han de moderar el aporte de calorías.
  • Para compensar una actividad con mucho estrés psíquico, es muy efectiva la ingesta generosa de alimentos que contengan los nutrientes que se relacionan con un buen funcionamiento del sistema nervioso: frutos secos, almendras, plátanos, levadura de trigo y todos los productos ricos en hierro como las lentejas.
  • Las personas con turnos rotativos tendrían que intentar adaptar su alimentación a su horario en cada momento, para evitar quedarse sin fuerzas en medio de una jornada laboral por llevar demasiadas horas sin ingerir alimentos o hacerlo en cantidad insuficiente.
La calidad de nuestra alimentación en básica para nuestro trabajo, vida social y familiar y, sobre todo, nuestra salud. El sentido común nos dice que es necesario comer variado, de forma equilibrada y sin excesos, evitando las grasas y sin abusar de las bebidas alcohólicas y sin cafeína. Sin embargo, en ocasiones los horarios laborales imposibles y el estrés de la vida diaria nos empujan a hábitos alimentarios deficientes o no suficientemente compensados con actividades sanas como el ejercicio físico moderado. Debemos ser conscientes que unos malos hábitos alimenticios mantenidos en el tiempo pueden hacer descender nuestro rendimiento en todos los ámbitos, incluido el laboral. y lo que es peor: poner en peligro nuestro bienestar y salud.

Alimentación, ejercicio y descanso: Los tres pilares de un cuerpo sano

Si quieres mantener una vida saludable debes cuidar estos tres principios: la alimentación, el ejercicio y el descanso. Además, los tres están muy relacionados entre sí, así que si no cumples alguno de ellos la cosa no funcionará del todo. 1. AlimentaciónEs vital que cumpla las necesidades de nuestro cuerpo para que podamos realizar todas nuestras actividades diarias, incluyendo las deportivas. La alimentación debe ser variada y equilibrada (sin olvidar las grasas, nuestro cuerpo las necesita), así que hay que comer de todo, pero de manera moderada. Es importante que sea permanente, no es una dieta con fecha de fin, una alimentación saludable debe convertirse en un hábito y en un estilo de vida.Aquí os dejamos unos sencillos consejos:La comida más importante del día es el desayuno, así que comiénzalo con un buen desayuno. A media mañana es recomendable ingerir algo ligero para no llegar con mucha hambre a la comida, no olvides tomar una pequeña merienda a media tarde y realiza una cena ligera. Hidrátate antes de tener sed y toma alimentos que sean ricos en agua, como frutas y verduras. 2. Ejercicio“El deporte es el método para poner más vida en los años y más años en la vida” (Doctor Cooper, autor del test de Cooper)Todos tenemos tiempo para hacer una hora de ejercicio diario. No necesariamente debe ser un deporte de alta intensidad, con algo más suave también vale. La primera hora de la mañana es esencial para hacer ejercicio: sí, sabemos que cuesta trabajo levantarse de la cama y ponerse a correr o a hacer flexiones, pero los resultados merecen la pena. Si no encuentras tiempo a lo largo del día para ir al gimnasio, quizás puedes levantarte media hora antes y practicar un poco en casa o buscar un hueco antes de comer o de cenar.Con el ejercicio y el entrenamiento diario conseguirás mejorar tu movilidad, potencia, flexibilidad y elasticidad, además de mejorar tu imagen corporal y estética. 3. DescansoDespués de practicar deporte, el cuerpo necesita su merecido descanso. Cada semana deberíamos tener, como mínimo, un día de descanso total o descanso activo: si no eres capaz de pasar un día sin ejercicio, puedes limitar la actividad del día de descanso a algo suave como un paseo por el campo.Intenta dormir ocho horas al día: ya sabemos que es complicado, pero el cuerpo lo agradecerá. Dormir nos ayuda a recargarnos de energía para estar activos al día siguiente. Además, nos ayudará a tener mejor aspecto: piel más tersa y brillante, menos ojeras y arrugas… ¡Todo son ventajas!En resumen: aliméntate bien, realiza ejercicio a diario y descansa como te mereces. Convierte estos tres pilares en hábitos presentes en tu vida y verás cómo, además de estar sano, sonreirás más.
Back to Top
El producto ha sido agregado a su carrito